Rara vez escribo en mi blog sobre temas que se escapan de lo tradicional de la temática de siempre; pero en este caso, el tema me toca bastante personal. Les voy a contar sobre Electroveja.

Una canción de una oveja.

Era el año 2006. La vida pasaba tranquila en la pequeña ciudad de La Calera, en el valle central de la quinta región, en Chile. Para matar el tiempo durante las tardes luego de clases, junto a unos amigos creamos un grupo de música electrónica, llamado Tsunamix. Éramos 5 (Ariel, Nicolás, Humberto, Felipe y Fabian – ese soy yo), pero en la práctica sólo uno de nosotros sabía música, Felipe. El resto sólo aportábamos con los sonidos y las ideas que él sampleaba y mezclaba.

Había una canción en particular que nos gustaba mucho. La llamamos Electroveja. No es más que el sonido de una oveja de peluche que se repite a través de la canción acompañada de nuestro arrítmicos aplausos y coro. Pero éramos felices, la colocábamos en las fiestas del colegio y la compartíamos entre nuestros amigos.

Pasados los años, durante el verano del 2009, decidimos hacer un videoclip de nuestro éxito de colegio. Con cámara en mano, recorrimos diferentes lugares de la ciudad y grabamos un videoclip, con la oveja de peluche como protagonista. En esos tiempos subimos nuestro video a youtube, y ya que en esos tiempos no existía la opción de utilizar licencias creative commons en su distribución, decidimos utilizar creative commons para proteger tanto la canción como el video, dejando dentro del mismo videoclip el logotipo de la licencia elegida.

Gigante fue nuestra impresión, cuando en un par de meses después (agosto del 2009) un periódico local nos llama para hacernos una entrevista. Se trataba del diario El Observador, quienes vieron nuestro videoclip en línea y decidieron hacer una pequeña nota de nuestra aventura musical.

Nunca pensé que podríamos llegar a ser tan conocidos… (publicado en agosto del 2009)

En ese momento nos sentíamos muy felices de haber causado ese pequeño impacto en nuestra pequeña ciudad. El tiempo pasó, y la canción quedó como un lindo recuerdo de nuestros años de colegio.

De pronto, recibimos una notificación de youtube.

Las ovejas no saben de copyright.

Era el año 2010. Un amigo me cuenta como anécdota que no se podía reproducir nuestro video de electroveja en alemania debido a que infringía los derechos de autor de una tal compañía Rebeat Digital GmbH. No pude averiguar más en esos momentos porque mi amigo – lamentablemente – había perdido la contraseña de la cuenta de youtube. Pero hace un par de días recuperé la contraseña, revisé la nota de copyright, y aparecía lo siguiente:

Tu vídeo puede incluir el siguiente contenido protegido por copyright:
“Dj Roby-I Can’t Feel No Better”, grabación de sonido administrado por: Rebeat Digital GmbH

Wow, pero cómo le copiamos a alguien si la pista de audio la grabamos en el antigüo computador de Nicolás, durante una tarde en mi casa? Parece increíble. Quizás el bot que busca las canciones se había equivocado, y nos había detectado erroneamente.

Busqué la canción en google, y de pronto apareció la página de Amazon ofreciendo la canción.

Si ingresan al sitio web ( http://www.amazon.com/I-Cant-Feel-No-Better/dp/B003F8E15E ) y hacen click en la preview de la canción, se sorprenderán tanto como yo.

NOS PLAGIARON NUESTRA CANCIÓN?!

Increíble. La fecha de publicación original, según Amazon, es en Abril del 2010. Nuestro video fue publicado hace más de un año atrás, y más aún, electroveja creada hace más de 3 años atrás.

En la imagen, aparece la fecha original de publicación del videoclip de Electroveja.

El mundo es tan chico después de todo… Por un lado orgulloso de mi amigo Felipe, que hizo una canción que al menos en Alemania bailarían en un club. Pero por el otro lado, los hechos indican que esta compañía efectivamente pasó a llevar los derechos que nos otorga la licencia CreativeCommons. En ningún caso nuestra idea fue ganar dinero con la canción, y sin embargo, se vende por Amazon y Itunes.

Qué hacer ahora?

Lo primero que hice fue enviar una impugnación a youtube a la infracción de copyright. Traté de explicar la situación entregando como pruebas la fecha de publicación de nuestra canción y la fecha del release de la canción que acusa tener los derechos. A la fecha de la redacción de este artículo aún no la han respondido. El primer paso ya está dado. Quizás el segundo paso es dar a conocer nuestra historia, quizás es hacer un poco de ruido. He escuchado sobre casos exitosos de defensa de los derechos entregados por licencias de CreativeCommons, así que si alguien que pase por este artículo tiene alguna idea de lo que podríamos hacer como grupo para defender los derechos de nuestra canción, o simplemente ha disfrutado de la canción o del videoclip, agradecería mucho si se pudiese contactar conmigo (o dejar un comentario!). Con que se eliminara el copyright que aparece en la canción de youtube sería suficiente.

Por los recuerdos y por la amistad, esta historia merece un final feliz.

Actualización 1

Luego de hablar con Felipe sobre la copia de su canción, me entregó una explicación bastante razonable de por qué se dijo que Electroveja es una copia. Resulta que el sonido de la base, es un template que viene por defecto en FL, por lo que habrán muchas canciones en el mundo que podrían usar ese sonido. Sin embargo, al parecer al bot de youtube no le importa mucho que éste sonido sea genérico, y simplemente pasó a llevar nuestra canción entregándole derechos sobre ella a aquel sello alemán. Me pregunto cuántas otras personas tendrán el mismo problema con la misma canción ya que usaron el mismo sonido, la misma base. Esperemos que, de todos modos, eliminen el copyright que aparece en nuestro videoclip ya que en ningún caso somos copia de una canción que se hizo después de la nuestra.